El Consejo en su formación de Justicia y Asuntos de Interior (JAI)

Consejo de la UE

El Consejo de Justicia y Asuntos de Interior elabora las políticas de cooperación y políticas comunes sobre diferentes cuestiones transfronterizas, con la finalidad de crear un espacio de justicia en toda la UE.

¿Cómo funciona el Consejo de Justicia y Asuntos de Interior?

El Consejo de Justicia y Asuntos de Interior (JAI) está formado por los ministros de Justicia y Asuntos de Interior de todos los Estados miembros de la UE. En general, los ministros de Justicia se encargan de la cooperación judicial en asuntos civiles y penales y de los derechos fundamentales, mientras los ministros de Interior se ocupan de la migración, la gestión de las fronteras y la cooperación policial, entre otras cuestiones. Pero no todos los Estados miembros de la UE tienen la misma división de funciones entre ministros. El Consejo JAI se encarga también de la protección civil.

El Consejo JAI se suele reunir cada tres meses.

Tal como se acordó en los Tratados de la UE, Dinamarca, el Reino Unido e Irlanda no participan plenamente en la aplicación de determinadas medidas relativas a la justicia y asuntos de interior o su participación está sujeta a determinadas condiciones.

En los ámbitos relacionados con el acervo de Schengen, los debates tienen lugar en la composición de Comité Mixto. Esta composición consta de los Estados miembros más los cuatro Estados no miembros de la UE que son parte en el acuerdo de Schengen (Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza). Cuando lo que se trata son medidas legislativas, una vez debatidas estas en el Comité Mixto, se aprueban en el Consejo JAI, en el cual no votan ni el Reino Unido ni Irlanda.

Sobre la política de justicia y asuntos de interior

El Consejo adopta legislación, en la mayoría de los casos junto con el Parlamento Europeo, destinada a garantizar los derechos fundamentalesy la libre circulación de personas en todo el territorio de la UE, y a ofrecer a los ciudadanos un alto grado de protección. Se ocupa de las políticas de asilo e inmigración, la cooperación judicial en materia civil y penal, la protección civil y la lucha contra la delincuencia grave y organizada y el terrorismo; también aborda cuestiones relacionadas con el espacio europeo sin fronteras denominado «Schengen».

El Consejo se encarga asimismo de facilitar y reforzar la coordinación de la actuación de los Estados miembros en el ámbito de la seguridad interior. Lo hace ocupándose de la protección de las fronteras exteriores de la UE y procurando mejorar la cooperación policial y aduanera.

Prioridades de la Presidencia estonia

Justicia

La Presidencia tiene la intención de proseguir las conversaciones sobre la adhesión de la UE al Convenio Europeo de Derechos Humanos y al Convenio de Estambul sobre prevención y lucha contra la violencia contra las mujeres y la violencia doméstica.

La Presidencia proseguirá los trabajos relativos a la armonización parcial de las legislaciones en materia de insolvencia para mejorar el entorno empresarial en los países de la UE. También trabajará para actualizar las normas sobre procedimientos transfronterizos en casos que afecten a familias y niños.

En la lucha contra el terrorismo, la Presidencia tratará de llegar a un acuerdo con el Parlamento Europeo en torno a un proyecto de Directiva sobre la lucha contra el blanqueo de capitales mediante el Derecho penal. También continuará las negociaciones sobre las normas para el reconocimiento mutuo de las resoluciones de embargo y decomiso.

Asuntos de Interior

Durante la Presidencia estonia, el Consejo de Justicia y Asuntos de Interior se centrará en la migración legal, la migración ilegal, el control de las fronteras exteriores y la cooperación con países no pertenecientes a la UE.

Trabajará en la revisión de la Directiva sobre la tarjeta azul, que tiene por objeto facilitar la entrada en la UE y la movilidad dentro de la UE de los trabajadores altamente cualificados.

Colaborará con terceros países para encontrar soluciones a las causas profundas de la migración ilegal y para aumentar la tasa de retorno. La Presidencia proseguirá la labor destinada a reformar el sistema europeo de asilo y la política común de visados de la UE.

En el segundo semestre de 2017, el Consejo de Justicia y Asuntos de Interior tratará de concluir los trabajos políticos relativos a la creación del sistema de información y autorización de viajes de la UE (SEIAV). También intentará llegar a un acuerdo con el Parlamento Europeo sobre las nuevas normas del Sistema de Información de Schengen de segunda generación.