Declaración de la alta representante, Federica Mogherini, en nombre de la UE, con motivo del Día Mundial de la Libertad de Prensa, 3 de mayo de 2017

Consejo de la UE
  • 2.5.2017
  • 15:00
  • Comunicado de prensa
  • 224/17
  • Asuntos Exteriores y Relaciones Internacionales
  • Este documento está disponible en lenguas no pertenecientes a la UE: Arabic | Chinese | Russian
2.5.2017
Contactos con la prensa

Maja Kocijančič
Portavoz del SEAE
+32 22986570
+32 498984425

Catherine Ray
Portavoz principal del SEAE
+32 22969921
+32 498969921

La libertad de prensa es esencial para que la democracia funcione. Hoy celebramos el Día Mundial de la Libertad de Prensa en un contexto difícil para el periodismo. La libertad de expresión y la libertad de prensa son objeto de ataques, cada vez más frecuentes, en todo el mundo.

La existencia de medios de comunicación libres, diversos e independientes es una condición indispensable para el fomento y la protección de la democracia en todo el mundo. La libertad de prensa y la libertad de expresión forman parte de los cimientos de toda democracia, contribuyen a la estabilidad, la inclusividad y la resiliencia de la sociedad, y pueden coadyuvar a aplacar tensiones y a contener conflictos. La UE respalda la aplicación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, entre cuyos objetivos figura garantizar el acceso universal a la información y la protección de la libertad de expresión.

Es vital que se brinde todo el apoyo necesario para contar con un periodismo independiente, ético y de calidad. Al facilitar la libre circulación de información de calidad y documentada sobre cuestiones de interés público, y ejercer de vigilantes al servicio de la ciudadanía, los medios de comunicación independientes constituyen la base de una democracia participativa y una herramienta para que los gobiernos rindan cuentas de sus acciones. La UE vela por que el respeto de la libertad de expresión se integre en todos los programas de desarrollo y las políticas de la Unión. En particular, está financiando algunos proyectos específicos en terceros países para mejorar la calidad del periodismo, el acceso a la información pública y la libertad de expresión. Desde junio de 2015, la UE ha brindado apoyo a al menos cuarenta y cinco defensores de los derechos humanos en peligro que promueven el derecho a la libertad de expresión, en el marco de su régimen de pequeñas subvenciones.

La UE condena el aumento de las amenazas a los periodistas y los profesionales de los medios de comunicación, y de las vulneraciones sus derechos, tanto dentro como fuera del ciberespacio. Se espera que todos los Estados cumplan sus obligaciones globales de protección de la libertad de expresión y la seguridad de los periodistas, propiciando un entorno jurídico favorable y el enjuiciamiento de todos los ataques a periodistas. De manera sistemática, la UE se opone, en sus contactos bilaterales con terceros países, así como en los foros regionales y multilaterales, a cualquier tipo de presión política o disposición de índole administrativa o legislativa que limite la libertad de expresión, y, en este sentido, toma medidas concretas para prevenir y combatir los ataques contra periodistas y blogueros.

Las Directrices de la UE sobre derechos humanos relativas a la libertad de expresión en Internet y fuera de Internet, adoptadas en 2014, y su aplicación continua, reafirman la determinación de la UE de fomentar la libertad de opinión y de expresión como derechos que toda persona debe poder ejercer en cualquier lugar del mundo, sobre la base de los principios de igualdad, no discriminación y universalidad, a través de cualquier medio de comunicación e independientemente de las fronteras.